Rellenos con ácido hialurónico

¿En qué consiste?

El ácido hialurónico es una molécula presente en todos los tejidos vivos, por lo que se integra de forma muy natural con la propia piel. Además, tiene la propiedad de ser reabsorbible. Existen diversas fórmulas, de más fluida a más densa, y la elección dependerá de la zona que se vaya a tratar. Los rellenos de ácido hialurónico permiten restituir el volumen en la zona de labios, arrugas nasolabiales (surco entre el labio superior y la nariz) y de alrededor de la boca y pómulos.

A pesar de que existen otros tipos de materiales de relleno, el ácido hialurónico destaca por ser el más efectivo y duradero. Además, por su naturaleza, no produce alergia. Este tratamiento consigue suavizar las arrugas, rejuveneciendo el rostro y a su vez aporta hidratación a los tejidos. Los efectos duran entre 3-6 meses, dependiendo de la frecuencia y del mantenimiento.

Procedimiento para el relleno con ácido hialurónico:

El ácido hialurónico se aplica mediante inyección directamente en la zona o zonas a tratar. La inyección puede resultar molesta dependiendo de la zona a tratar, pero, en general, resulta prácticamente indolora y no requiere de anestesia. No deja cicatrices ni produce inflamación, aunque puede aparecer un ligero enrojecimiento de la zona.

En Zar&Zar trabajamos con las marcas más reconocidas y avaladas científicamente (gama Restylane®, Radiesse®, Juvederm®…)

Si deseas tener más información acerca de esta técnica, visita nuestra sección de preguntas frecuentes.